Policía de Tlaquepaque, institución libre de discriminación

La policía de Tlaquepaque se une a los institutos que se capacitan como una institución libre de discriminación, reforzando el compromiso de capacitar a sus elementos.  Aplausos.

Deshoras Podcast – Espacios libres de discriminación por diversidad sexual

Te regalo un Deshoras podcast como cada viernes. Hoy entrevisté a Luis Guzmán Vicepresidente de Códise A.C. promotor de la libertad y los derechos humanos, quién nos platica sobre el proyecto‘Espacios libres de discriminación por diversidad sexual’ y como es costumbre cada semana la recomendación de películas para ver en el cine, mi opinión de La Cabaña del Terror y Búsqueda Implacable 2.

Par oír el podcast da clic aquí

Conducción y producción: Tania Ochoa alias Robotania.

Negocios contra la discriminación – por El lado bueno

EmprendedoresEscrito por Elizabeth Ortiz   Domingo, 16 de Septiembre de 2012 21:12

 

SONO barra.cocina es un restaurante que promueve la cocina creativa e incorpora el rescate de métodos de cocción mexicanos y la reinvención de platillos del País.

Esta empresa nació apenas en junio de este año, genera 25 empleos y ya está certificada como un lugar libre de discriminación.

La asociación civil llamada Cohesión de Diversidades para la Sustentabilidad, Códise, promueve y certifica a los lugares libres de discriminación hacia la comunidad gay.

Luego de un taller de sensibilización y capacitación, esta empresa recibió ese distintivo. Eso no quiere decir que la naturaleza de este negocio sea la de recibir únicamente a la comunidad gay.

En un establecimiento como éste se espera que el personal no utilice un lenguaje como: “Es un cliente raro”, “tira para el otro bando” o “cambió de banqueta” y no es necesario llamar al comensal de una forma particular, sino ofrecer calidad en el servicio, comenta Carlos González, directivo de Sono Restaurant.

¿Al ser incluyentes, ganarían más clientes?

“El hecho de pensar en más clientes adecuando el establecimiento consideramos que es incorrecto, todos los lugares deberían estar programados para recibir todo tipo de personas, sin embargo lo que buscamos con este proyecto es mostrar que en este lugar la expresión es libre, generando una confianza plena, un espacio que ofrece la seguridad de no ser criticado y menos de recibir un mal trato”, aclaró el directivo.

El personal ha tenido muchas experiencias y ninguna ha causado “ruido”. Así que la meta es dar un servicio excepcional sin tomar en cuenta la edad, nivel socioeconómico, aspecto físico o el oficio, añadió.

En el taller impartido por los miembros de Codise, el personal aprendió que el hecho de que llegue una persona que llama la atención, o que aparenta diferentes condiciones no significa que deje de ser humano, de respetar los derechos de los demás y dar lo mejor de los empleados.

La Hamburguesería Central, bbrownie, el Instituto Municipal de la Juventud de Zapopan, junto con el Hotel Holiday Inn del Centro de Guadalajara son negocios catalogados como libres de discriminación.

Además, los directivos del Teatro Diana ya manifestaron su intención de contar con la certificación.

Tan sólo en el Hotel Holiday Inn del Centro de Guadalajara, fueron capacitadas 20 personas.

“Es importante saber que se van a topar con parejas gay que se hospeden en su hotel y que además de no discriminar, se les ofrezcan habitaciones con camas matrimoniales si así lo desean, además de ser respetuosos”, comentó Luis Guzmán, vicepresidente de Códise, A.C.

Los integrantes de Códise han visitado unos 100 establecimientos y la meta para este año es certificar a 30 empresas.

“Muchas personas creen que las personas de la diversidad sexual no son felices y así nos lo preguntó una señora, tuvimos que explicarle que la felicidad no radica en la orientación sexual, si no que es un conjunto de muchos factores que conforman la personalidad de alguien, existen muchos mitos aún que hay que desvirtuar con educación”.

Luego de certificar a negocios libres de discriminación hacia la comunidad gay, Códise lo hará extensivo hacia los adultos mayores y grupos indígenas.

Códise nació ante la práctica discriminatoria de algunos negocios hacia los gay. La certificación es financiada por la Secretaría de Desarrollo Social.

“Lo estamos orientando distinguir un chavo gay, un transgénero como el establecimiento puede referirse a cada una de estas personas, no caer en la burla, el escarnio, el señalamiento como muchas veces pasa o incluso se llega a negar el servicio a estas personas”.

Hay más de 100 palabras despectivas para referirse a una persona gay; la carga de desprecio va con el tono que es usado.

“Nosotros invitamos suponiendo en este caso al no llamar a las personas homosexuales porque esa palabra, es una palabra que tiene una carga de discriminación muy grande por el hecho histórico. Nosotros preferimos utilizar la palabra gay, conocida en todo el mundo que de alguna manera es como más amigable al vocabulario”.

Transgénero, trasvesti o transgénero, se engloba al referirse a esta población con la palabra “trans”.

“No distinguimos, nos referimos así, no vestida, rarito, desviado, sino damos el pequeño curso de capacitación para meseros, cajeros, el mismo personal administrativo, los que tienen el contacto con el cliente que trate de entender términos correctos, un poco de derechos humanos, de leyes y la repercusión en caso de que discrimine”.

Actualmente hay una “ola” o moda de la no discriminación, de un discurso de inclusión, de respeto porque anteriormente difícilmente se hablaba de estos temas, era como si el tema fuera invisible y de unos años para acá hasta es bien visto que alguien abogue por la no discriminación.

“Si tú te muestras como un lugar abierto, respetuoso, que no discriminas, eso te puede traer más clientes, la mayoría ha accedido (…) Algunos creen que por decir que no discriminan a las personas de diversidad sexual su lugar ya se va a convertir en un lugar gay”.
Read more about Cohesión de Diversidades para la Sustentabilidad by Elizabeth ORtiz

 

Fuente: http://www.elladobueno.com/index.php/mis-intereses/emprendedores/1962

Espacios libres de discriminación – por Corresponsales clave

Casos hay. Enumerarlos resulta tan fácil como contar del 1 al 10. Sin tener que dar muchos rodeos, basta recurrir a la memoria periodística y cobertura de casos de discriminación para darse cuenta que Guadalajara, Jalisco, es una ciudad donde aún el “Disculpe, no pueden estar haciendo esto. Por favor, salgan” es una forma de decir: “No te queremos aquí porque eres diferente”.

Por: Priscila Hernández Flores

En el pergamino de actos discriminatorios de la ciudad están las jóvenes lesbianas que caminaban tomadas de la mano en el supermercado Soriana y les pidieron que salieran. Después ellas se manifestaron exigiendo respeto. El gerente primero se negaba a atenderlas, pero luego de las consignas y la presión no le quedó otra que salir, disculparse y pegar una carta ofreciendo reconocer su error públicamente.

Otro más: en el Parque Metropolitano dos chicas paseaban tomadas de la mano. Alguien llamó a los responsables de seguridad y eso bastó para que las corrieran. También se manifestaron y hasta hubo un picnic gay como forma de protesta.

Sí, seguimos recordando casos que se sintetizan en un párrafo, pero que en el momento fueron desagradables, humillantes e hirientes. Dos jóvenes estaban en el Bosque de los Colomos, se agarraban de la mano y se besaban. Llegaron los responsables de seguridad y les pidieron lo mismo: que se fueran.

Sí, hay más por contar. Guadalajara está considerada como uno de los destinos gays de América Latina. Paradójicamente es tierra fértil para la discriminación. La plaza comercial Centro Magno también tiene su historia de discriminación a parejas del mismo sexo. Claro, cómo olvidar el Café del Parque, donde de la misma manera un mesero se acercó a una pareja gay a pedirle que se retirara.

No es que quiera ponerlos de mal humor, pero hay más: una chica transexual acude con sus amigos y amigas a un bar. Todo iba bien hasta que deciden pasarse a una zona “VIP”. Cubren el requisito para tener una mesa (comprar varias botellas), pero a ella le dicen “Aquí no puedes entrar”. ¿Por qué?, pregunta. Un gerente la avienta, la insulta y la saca a la calle para decirle que “putos ahí no”. La arrodillan, le gritan y llega la policía, no para auxiliarla, sino para llevarla presa.

Uno más, el último: un joven de preparatoria desea entrar al mismo bar con sus amigos y terminan diciéndole que no puede entrar ahí. Hay más casos, seguro. Entre los enumerados suele estar ese tufillo en el aire de “algo andaban haciendo”, sin detenerse a pensar que las muestras de afecto entre personas del mismo sexo son doblemente discriminadas, mientras que los besos, abrazos y caricias en público entre parejas heterosexuales no son señalados.

Si empecé con la larga lista, pesimista y abrumadora, fue para hablar de “Espacios libres de discriminación por diversidad sexual”. Dos chicos toman un café y delicadamente se toman la mano, como lo hacen el esposo y la esposa, el novio y la novia. La imagen la recrea el ilustrador Alfredo Roagui. El cartel forma parte de la campaña emprendida por la organización civil CODISE (Cohesión de Diversidades para la Sustentabilidad).

Luis Guzmán, quien es activista y forma parte del equipo de sensibilización sobre el tema, explica que al conocer qué tan común era la discriminación en espacios públicos, decidieron fomentar espacios no discriminatorios: “Es la respuesta que CODISE da a una serie de eventos de discriminación de parejas de chicos o chicas, gays, lesbianas o trans en plazas comerciales, en cafés o restaurantes, que han sido restringidos en sus muestras de afecto”.

La discriminación llega “cuando una pareja del mismo sexo se abraza, se da un beso, se toman de la mano, les dicen que no pueden estar personas como ellos y los invitan a salirse”.

El proyecto recibe recursos del gobierno federal a travésINDESOL/SEDESOL y está dirigido a instituciones educativas, entidades gubernamentales y establecimientos comerciales. La forma de incidir es a través de la capacitación del personal académico, administrativo y operativo. Con charlas de sensibilización y ejemplos pretenden promover respeto, igualdad y no discriminación.

“Espacios libres de discriminación por diversidad sexual” tiene distintas etapas: primero es la capacitación para ser acreedores a una certificación con una placa simbólica y después la integración a un directorio de espacios certificados como espacios libres de discriminación.

El proyecto se realizará durante este segundo trimestre del 2012. A finales de noviembre deberán cumplir con el plazo como mínimo 15 restaurantes, pero esperan llegar a 30 negocios. Hasta el momento llevan cinco establecimientos, entre cafés, restaurantes y clínicas públicas que han aceptado sumarse a esta iniciativa. Sin embargo, Luis Guzmán, representante de Jalisco en la vocalía de CONASIDA, aclara que no ha sido sencillo. Se trata de un reto porque “creen que al declarar que son espacios libres se les van a llenar los lugares de gays, cuando no es así porque ya hay lugares a los que la comunidad va todo el tiempo, no se trata de que sólo iremos a esos espacios”, explicó.

Para la organización CODISE, que también realiza pruebas rápidas de VIH e incluso recibió recursos del Fondo Mundial para realizar pruebas en población de hombres que tienen sexo con hombres (HSH) y entregar condones, existe una relación directa entre la discriminación y la prevención del VIH.

Desde el aspecto jurídico, en los cursos impartidos por CODISE advierten que no sólo por ser amables se debe atender a los clientes en igualdad de condiciones y por respeto a los Derechos Humanos, sino para cumplir lo que dicta el primer artículo de la Constitución Política mexicana:

“Queda prohibida toda discriminación motivada por origen étnico o nacional, el género, la edad, las discapacidades, la condición social, las condiciones de salud, la religión, las opiniones, las preferencias sexuales, el estado civil o cualquier otra que atente contra la dignidad humana y tenga por objeto anular o menoscabar los derechos y libertades de las personas.”

Jalisco aún no tiene una Ley contra la discriminación. A nivel federal existe el Consejo Nacional para la Prevención de la Discriminación, sin embargo sólo tiene incidencia en actos de discriminación cometidos por funcionarios públicos, por eso los activistas insisten en la necesidad de que los casos particulares no queden impunes.

Existen distintos caminos, como es el caso de la Procuraduría Federal del Consumidor, que en su artículo séptimo de la Ley Federal del Consumidor señala el derecho a la igualdad y no discriminación de los consumidores. Esto se puede aplicar a espacios que ofrecen algún bien o servicio como un café o restaurante.

 

Afiche del proyecto

Así como hay discriminación de los propietarios de un restaurante hacia sus clientes, también se da entre clientes. Como describe Luis Guzmán: “la otra vez me decían que un cliente se quejó de que en la mesa de al lado había varios chavos gays y que dijo cómo era posible que dejaran entrar a ese tipo de personas. El mesero le dijo que él no podría molestar a esos clientes y que, si le disgustaba, tenía la libertad de no permanecer en ese restaurante.”

En la capacitación a los propietarios y trabajadores de restaurantes, cafés u hoteles, los integrantes de CODISE hacen énfasis en que incluir a la diversidad “es ganar; ganar porque a ellos les pueden redituar más clientes porque son espacios comprometidos con la no discriminación”.

Para que esa ilustración de dibujos inanimados se convierta en realidad se necesita que cada café, cada restaurante, cada oficina, sea un lugar libre de discriminación. Donde alguien se tome de las manos sin miedo a que le digan “por favor, salga de aquí”.

Fomentando la inclusión – Ocio de Milenio

La organización tapatía Códise combate la discriminación en espacios públicos con su nuevo proyecto

Espacios Libres de Discriminación lleva por nombre el nuevo proyecto de la organización tapatía Cohesión de Diversidades para la Sustentabilidad (Códise), que busca concientizar a quienes laboran en espacios comerciales, dependencias gubernamentales e instituciones educativas, sobre el respeto que se debe tener a las personas de la diversidad sexual.

La iniciativa fue financiada por el Instituto Nacional de Desarrollo Social (Indesol), y surgió como respuesta al estudio que realizó en 2011 dicho colectivo, el cual dio a conocer que 48 por ciento de la población LGBT de la ciudad ha sido discriminada por su orientación sexual en lugares públicos, y que solamente 2 por ciento de los afectados lo denuncia. Además, la acción busca hacer frente a la serie de acontecimientos homófobos que se han suscitado en los últimos meses, donde parejas gays han sido objeto de maltrato en diversos establecimientos de la Zona Metropolitana de Guadalajara, entre ellos restaurantes, cafés, hoteles y bares.

De acuerdo con sus creadores, Espacios Libres de Discriminación fue presentado ante las autoridades del gobierno federal como una necesidad social para lograr una mejor convivencia, así como para erradicar los prejuicios y estigmas en la Perla Tapatía, ya que aseguran, la única forma de combatir la discriminación es con información, conocimiento, respeto y legalidad.

Por ello Códise elaboró una serie de cursos gratuitos que hablan sobre el lenguaje no discriminatorio, derechos humanos, y sobre el respeto que se debe tener a todas las personas, independientemente de su preferencia sexual, para que los establecimientos sepan cómo tratar a su clientela sin distinción.

La organización cuenta con un portal de Internet en el que sube la información de los negocios que se adhieren a la iniciativa, a los cuales se entrega, con antelación, una placa que los certifica como “espacio libre de discriminación” para dejar constancia de ello.

Las empresas interesadas en sumarse al proyecto pueden contactar al personal de la asociación a través del correo electrónicocontacto@espacioslibresdediscriminacion.org, y su proceso de certificación se logra con un curso básico, de corta duración, que puede ser impartido in situ, o en las oficinas de Códise. Al finalizar los cursos se entrega la placa distintiva, así como material promocional y de sensibilización para su uso en la empresa.

Cabe señalar que Espacios Libres de Discriminación está dirigido a establecimientos con afluencia mayoritariamente heterosexual, con el objetivo de que dejen de suscitarse acciones discriminatorias en contra de las parejas lésbico, gay, bisexual, transexual, transgénero e intersexual, para que éstas puedan demostrar sus afectos con libertad absoluta. Omar Gómez

 

Espacios libres de discriminación certificados

Ha visitado alrededor de cien establecimientos, y la meta que tiene este año es certificar al menos 30 empresas.

Después de certificar negocios libres de discriminación por motivos de diversidad sexual, Códise lo hará extensivo hacia los adultos mayores y grupos indígenas.

Espacios Libres de Discriminación es una iniciativa sin fines de lucro, financiada por el Instituto Nacional de Desarrollo Social.

Ayuntamiento de Tonalá

F. Bolko

La Sautería

Hamburguesería Central

Bbrownie

Sono Restaurant

Hotel Holiday Inn

Pizzas Libertad

 

Fuente: http://www.ocioenlinea.com/node/25063

Curso de formación de líderes de opinión pública (FLOP).

El 1 de Junio de 2012 se publicó en facebook @Codise, twitter @CODISE_AC y sitio web www.colectivosc.org la convocatoria para integrar el grupo de hombres y mujeres de la Diversidad Sexual donde se invitó a participar en el curso de formación de líderes de opinión pública (FLOP).

En total se recibieron 23 cartas de interés de hombres y mujeres de la Diversidad Sexual residentes en el Área Metropolitana de Guadalajara.

El sábado 30 de Junio de 2012 se dio inicio a la primera sesión y se prolongó durante  las seis sesiones que integraron el curso de formación. La convocatoria fue de 19 personas (4 más de la meta establecida), que corresponden a 15 Gays, 2 lesbianas, 1 mujer Trans y 1 HSH.

Buscan equidad de género con campaña ‘Espacios libres de discriminación’

Alejandro Velazco.- La asociación civil Cohesión de Diversidades para la Sustentabilidad (Codise), presentó el proyecto Espacios libres de discriminación, esto después de documentar diferentes casos de exclusión por preferencia sexual en diversos espacios comerciales y dependencias gubernamentales en Jalisco.

El programa, financiado por el Instituto Nacional de Desarrollo Social (Indesol), busca inhibir la discriminación en lugares públicos y privados mediante cursos de sensibilización sobre derechos humanos.

La organización explicó seis casos, sobre los cuales se han interpuesto quejas ante la Comisión Nacional para Prevenir la Discriminación (Conapred), sin embargo, los casos podrían ser hasta cinco veces más, según los datos que arroja una encuesta realizada por Codise que señala que del 48% de la población que ha sido discriminada por su orientación sexual, solamente el dos por ciento ha denunciado.

Luis Guzmán, miembro del colectivo, detalló que este proyecto va dirigido a espacios con afluencia mayoritariamente heterosexual, a fin de que dejen de existir acciones en contra de las parejas homosexuales que demuestren sus afectos en esos sitios.

Por ejemplo, explicó, se han dado acciones de este tipo en los centros comerciales Plaza Andares, Forum Tlaquepaque y Centro Sur y en tiendas de autoservicio Soriana.

“Por todos estos casos que Codise ha tenido conocimiento es que elaboramos este proyecto para tratar de abatir tanto en el sector privado como en el público la discriminación y la homofobia”, indicó el activista.

El programa está programado para durar seis meses, de los cuales en este último se ha trabajado en la imagen y creación de un sitio web, así como de redes sociales virtuales.

Está financiado con alrededor de 200 mil pesos, que cubriría principalmente los materiales, los cuales fueron aportados en su totalidad por Indesol.

“Se va a tratar de ir a las empresas para tratar de armar un vínculo con ellas y que se comprometan a tomar el curso, con toda la gente que de alguna manera tiene contacto con las personas para sensibilizarlos y que se den cuenta que los actos discriminatorios son violaciones a los derechos humanos”, recalcó.

Una vez que se concluyan los diálogos y exista un compromiso de los espacios públicos o privados, se entregarán placas que indiquen que en ese espacio no se discrimina por diversidad sexual, “para que la misma gente vea que esos espacios están comprometidos con la no discriminación, para que acudan”.

Indicó que ya se acercaron algunas empresas y dependencias, de las cuales algunas ya han mostrado interés, el arranque del proyecto será hoy en el ayuntamiento de Tonalá, en donde se dará el primer curso.

“La invitación está hecha a los cuatro ayuntamientos, hasta el momento sólo hemos recibido repuesta de Tonalá”, precisó.

 

Fuente: La jornada Jalisco